Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 6 de octubre de 2015

Galletas de chocolate decoradas con glasa


Como ya sabéis los que me seguís, he decidido aprender a decorar galletas con glasa. Y como la mejor manera de aprender y perfeccionarse es practicando, pues esta vez he hecho galletas de mantequilla pero con sabor a chocolate. Han quedado riquísimas, la verdad es que es un lujo disfrutar haciendo algo que te gusta y que además esté tan rico !!

La glasa se puede hacer de varias formas, pero la que yo he hecho es con albúmina (claras de huevo deshidratadas), que podéis encontrar en tiendas de repostería.

Ingredientes:

- 125 g de azúcar moreno
- 200 g de mantequilla a temperatura ambiente
- 1 huevo
- 1 cucharadita de esencia de vainilla
- 300 g de harina
- 50 g de cacao en polvo sin azúcar (tipo Valor)

Para la glasa con albúmina (claras de huevo deshidratadas):

- 1 cucharadita de albúmina
- 3 cucharadas soperas de agua
- 230 g de azúcar glas
- 6 gotas de vinagre blanco (de manzana o cualquier otro)

Elaboración:

Batimos con varillas el azúcar junto con la mantequilla. Una vez estén bien integrados agregamos el huevo y la esencia de vainilla, y volvemos a batir.

Cambiamos las varillas por los ganchos amasadores y vamos incorporando la harina junto con el cacao previamente tamizados.

Cuando tengamos una masa que se despegue de las paredes del bol, la volcamos sobre una superficie enharinada, la amasamos un poco con las manos, y hacemos una bola.

Si no tenéis batidora de varillas podéis hacer la masa manualmente mezclando bien todos los ingredientes por el mismo orden.

Dividimos la bola de masa en dos partes iguales. Cogemos una de las partes, la ponemos entre dos papeles de horno, y amasamos con un rodillo. La masa nos debe quedar uniforme y de un grosor de 5-6 mm. (aunque eso va un poco en gustos ). Yo utilizo unas tablillas niveladoras que compré en Amazon, que sirven para el fondant y las masas, y van muy bien para que la masa te quede del mismo grosor por todas partes.

Hacemos lo mismo con la otra mitad de la masa. Refrigeramos al menos una hora.

Cuando tengamos fría nuestra masa, cortamos las galletas y las metemos en el horno precalentado a 180 º C, durante 8-10 minutos. Para que las galletas no pierdan la forma, es importante cortar la masa fría y ponerlas sobre la bandeja del horno fría también.

Dejamos templar 5 minutos sobre la bandeja, y después las pasamos a una rejilla para que se enfríen por completo.



Para preparar la glasa, tendremos que hidratar la albúmina previamente. Para ello ponemos una cucharadita de albúmina junto con tres cucharadas de agua, en un recipiente con cierre hermético, y dejamos hidratar durante 5 horas.

Una vez que tengamos nuestra albúmina hidratada, la ponemos en un bol, agregamos el azúcar glas, y batimos con varillas a velocidad baja, no más de 5 minutos. Un poco antes de terminar de batir vertemos las gotas de vinagre.

Ya tenemos lista nuestra glasa. Ahora debemos dividirla en tantas partes como colores queramos utilizar y poner el colorante elegido en cada una de ellas.

Yo he puesto glasa blanca en un biberón de plástico, que es muy práctico para hacer el relleno de la galleta. Y después he utilizado dos mangas pasteleras desechables con boquilla del nº 3, para los colores verde y rosa.

El sistema que yo utilizo se llama wet on wet (mojado sobre mojado), que es de los más sencillos. Tendréis que hacer primero el contorno y relleno de la galleta, y seguidamente la decoración.

Esta consistencia de glasa os sirve para toda la decoración de la galleta, sin necesidad de hacer consistencia de delineado, relleno y decoración.




Espero que os hayan gustado estas galletas y os animéis a hacerlas con glasa o sin ella porque están riquísimas !!

¡ Hasta pronto !

Quizá también te interese...
Galletas de mantequilla decoradas con glasa







No hay comentarios:

Publicar un comentario